Mind The Gap, el fondo de inversión para Latam con sede en Londres

Compartir ahora:

El 23 de junio de 2016, Reino Unido decidió separarse de la Unión Europea, luego de que 51.9% de sus habitantes avalara el Brexit. Dos años después, una vez que ha empezado a materializarse su salida, Israel Pons, un mexicano que radicó durante 24 años en este país, trata de aprovechar esta situación.

Junto a su socio Adán Bernal, Pons abrió Mind the Gap, un fondo de inversión para startups basado en Londres, cuyo objetivo es la búsqueda de oportunidades de inversión en el Reino Unido.

“Derivado del Brexit y el fin de las facilidades que se tenían para colocar capital en Europa, los inversionistas, fondos y family offices ubicados en Reino Unido están buscando nuevas oportunidades en todo el mundo, por lo que nosotros queremos que su dinero llegue a los emprendedores de Latinoamérica”, expone Pons.

Pons y Bernal tienen experiencia en el tema. El primero dirige, desde hace seis años, Angel’s Nest, una red de inversionistas ángeles para emprendimientos, mientras que Bernal, con menos de 30 años de edad, ha fundado y vendido de forma exitosa cuatro startups.

¿Por qué Latinoamérica puede ser llamativa para los inversionistas? De acuerdo con Pons, por dos razones: la estabilidad económica que hay en la zona, con un crecimiento de 1% en 2017, y el interés natural en ellos de seguir diversificando sus inversiones.

Objetivo global

El fondo liderado por ambos jóvenes, avalado por el Departamento de Comercio Internacional del Reino Unido (DIT, por sus siglas en inglés), no está en busca de capital semilla para las empresas latinoamericanas, sino que trata de atraer inversión a niveles más elevados. Mind the Gap pretende conseguir dinero para inversiones de serie A en adelante.

“Lo que sucede en Latam es que el primer fondeo de las startups se logra de manera sencilla, por Friends & Family o capital semilla de aceleradoras y pequeños inversores; sin embargo, cuando buscan dinero para dar su siguiente paso, existe un gap; de ahí el nombre de la compañía, ya que no se puede conseguir ese capital intermedio entre la pequeña y la gran inversión”, explica Pons.

De esta manera, el fondo estará atrayendo capital que vaya de entre los 500,000 y los 5 millones de dólares (mdd) para compañías que estén buscando crecer, relata Bernal, quien agrega que un requisito para poder aplicar a su fondo será que exista interés de las compañías por ser globales.

“Buscar capital internacional no significa únicamente obtener dinero para crecer dentro del terreno en el que te encuentras, sino que lleva inmerso el que la compañía tenga el objetivo de ser global, que salga de su zona de confort y empiece a operar en otros territorios”, comenta.

Durante sus primeros dos años de vida, el fondo tiene proyectado conseguir inversión para un pull de al menos 12 proyectos latinos, principalmente de los sectores de tecnología y finanzas.

FUENTE: FORBES

 

Regístrate y entérate de las noticias más relevantes.

*Te prometemos que no generamos spam.

Compartir ahora:

Haz un comentario

Tu dirección de email no será publicado.
Datos requeridos están marcados con *