Los caprichos de Goya, la exposición más irreverente llega a México

Compartir ahora:

Una de la exposiciones más importantes del pintor y grabador Francisco de Goya, “Los Caprichos”, llega a la Ciudad de México para instalarse dentro de la Escuela de Medicina en el Centro Histórico de la ciudad, la cual permanecerá en exhibición hasta el próximo 15 de mayo gracias a la fundación Dancing for the Millennnium Goals, que hizo posible este suceso.

La colección esta integrada por 80 grabados con la técnica de aguatinta, perfeccionada por Goya, quien proporcionó a sus grabados diferentes matices del claroscuro, dándole diferentes dimensiones a las escenas donde la figura femenina imperó como parte de esa sociedad condenada del pintor.

Los Caprichos” esta dividida en tres secciones, cada una influida por las distintas etapas en la vida de Goya. La primera representa sus ideas más realistas de la sociedad con el manejo de la sátira; la segunda critica el comportamiento de sus contemporáneos deformando el aspecto de sus personajes, que encarnan los vicios y torpezas humanas a través de la representación de animales; mientras que la tercera parte, la etapa más radical de su obra, marca la etapa más oscura del artista, con duendes y brujas protagonizando perversas escenas salidas de las pesadillas de Goya cuando se volvió sordo.

Para la curadora de origen español que ha estado al frente de recintos como el Museo de Arte del Prado y el Museo Reina Sofía de Madrid, Pilar Sedano, esta exposición llegó al recinto indicado, uno emblemático de la Ciudad de México que anteriormente fuera sede de la inquisición en México, institución que condenara Goya, así como al clero y la nobleza dentro de sus grabados.

La exposición denuncia precisamente el abuso del poder, del clero con la inquisición; él intenta también buscar con esta critica que pueda haber un cambio en la supersticiones, la falta de educación y la falta de profesionalidad para que hubiera una España más abierta”, comentó, además de considerar a Goya como un renovador, un artista que se adelantó a las vanguardias que llegarían a partir del siglo XX gracias a sus pinturas negras.

Antes de convertirse en uno de los recintos de la Universidad Autónoma de México como parte de la Escuela de Medicina, la Pinacoteca Virreinal del Palacio de la Escuela de Medicina fue sede de la Santa Inquisición en México durante el siglo XVIII; hoy es por su legado, construcción y ubicación, el segundo recinto cultural más visitado en el Centro Histórico de la capital del país.

La llegada de esta exposición es un suceso cultural importante dentro de esta temporada, y enriquece la gran oferta artística de los recintos culturales de la Ciudad de México.

FUENTE: FORBES

 

Regístrate y entérate de las noticias más relevantes.

*Te prometemos que no generamos spam.

Compartir ahora:

Haz un comentario

Tu dirección de email no será publicado.
Datos requeridos están marcados con *