Vida y Estilo

Harvard te da los mejores consejos para aprender

Desde la memorización, pasando por la elaboración de mapas mentales, hasta la realización de exposiciones grupales, todas han sido implementadas por diferentes corrientes de enseñanza y estudio para que los alumnos adquieran la mayor cantidad de conocimientos en su paso por su vida académica.

La Universidad de Harvard publicó en 2014 el libro Make it stick: the science of successful learning (Haz que se quede: la ciencia del aprendizaje exitoso), donde expertos en psicología del aprendizaje como Peter C. Brown, Henry L. Roediger III and Mark A. McDaniel explican cuáles son los mejores métodos a la hora de estudiar.

Aquí enumeramos algunos:

1.- Descansa lo suficiente
Estudios han demostrado que la falta de sueño o no dormir lo suficiente afecta el rendimiento académico. Dormir las horas recomendadas (mínimo ocho horas) permite al cerebro almacenar la información. Si se desean buenas calificaciones hay que poner orden a las horas de sueño.

2.- Escribe a mano más seguido
En la actualidad las tecnologías son esenciales, pero si se quiere memorizar es muy importante escribir. Al hacer los resúmenes, los jóvenes deben aprender a sintetizar y pensar el contenido, elegir las palabras correctas e hilar las frases. Eso será de gran utilidad cuando hay que recordarlas al momento de la prueba.

3.- Alternar las materias
Según los investigadores de Harvard, variar en temas y materias refuerza la memoria a largo plazo y profundiza el aprendizaje. Además, cambiar de tema te ayuda a mantenerte más despierto.

4.- Tomar descansos mientras se estudia
Cuando estudias muchas horas de corrido la concentración y la memoria no funcionan correctamente. Es importante que entre cada tema el alumno se tome un tiempo para realizar otra actividad.

5.- No relean la materia
Para memorizar no es necesario releer la materia muchas veces sino sólo una vez pero en profundidad. Según los expertos, si se quiere ayudar al cerebro, es mejor que se haga el esfuerzo de recordar lo que se leyó y no leerlo de nuevo.

USO DE TECNOLOGÍAS

Harvard también realizó un estudio para encontrar qué método de exposición brinda la mayor efectividad, ésta sí con el apoyo de las tecnologías. Se encontraron los siguientes resultados:

1.- Crea una idea
Las historias siempre comienzan con una idea. Ésta puede ser una lección de conocimiento, el capítulo de un libro o una pregunta para la clase. Las historias digitales pueden ser ficticias o reales y, una vez que tengas la idea, tienes que ser muy claro: tendrás que escribirla, elaborar un párrafo, hacer un mapa mental.

2.- La forma es el fondo
Las presentaciones forman parte de nuestra vida porque las usamos cotidianamente: conferencias académicas, seminarios web, presentaciones en clase; sermones, demostraciones de productos o presentaciones de negocios. Es por esto que la forma en la que hagamos una presentación, es el fondo.

De esta manera, la Universidad de Harvard encontró que el formato que elijan implementar los alumnos o maestros para hacer una exposición, afecta definitivamente la forma en que las audiencias perciben una ponencia. Entre más simple y arcaico sea esta forma, será menos efectivo.

3.- La tecnología no estorba… si la sabes usar
La tecnología está para ayudar pero sólo si se usa de la manera adecuada. El estudio revela que las tecnologías utilizadas al presentar afectan tanto a la audiencia como al presentador, ya que aumentan el entendimiento de un tópico. Gracias a ella, hoy las presentaciones se pueden ilustrar con gráficos, insertar videos, o verlas en vivo, incluso saber quién está en ese momento viendo el material junto con nosotros de manera virtual.

4.- Cuenta una historia
Las personas que logran explicarse en una forma integral (imágenes y palabras), alcanzan un nivel de comunicación y entendimiento más efectivo. Si trasladamos esto a un aspecto educativo, encontramos que para poder enseñar o aprender, lo haremos de forma más eficiente si es de forma integral: no sólo con palabras e imágenes.

Ahora bien, si además de esto, elaboramos una presentación de manera conversacional, es decir, que ésta pueda ser interactiva y totalmente participativa, será mucho más eficaz ya que estamos haciendo partícipe a la audiencia del conocimiento.

FUENTE: ELFINANCIERO

Hacer comentario

Click aquí para dejar tu comentario

/* ]]> */